23 de diciembre de 2007

"Credenciales, papeles y tarjetas navideñas"

Un refrán de mi tierra reza "Por qué no los guardabas cuando los tenías". También arrastramos los de mi patria, cual un sambenito de descrédito del todo injusto, fama inmerecida de tacaños y rácanos. Para los malpensados quiero aclarar que no soy catalán. Ni siquiera soy español, aunque estoy en ello, a la búsqueda y captura desesperada de "papeles". ¿Qué papeles? ¡Qué sé yo, papeles! Eso me dicen los polis cuando me paran por la calle, "¡Papeles!". Detesto esa palabra. Entraña un no sé qué mezquino y diabólico. Ahora que estudio idioma español con fruición y verdadero empeño, creo que lo más apropiado sería que los agentes de policía nos exigiesen a los pobres desgraciaditos como yo "¡Credenciales!" ."¡Señor, sus credenciales, por favor!" Tal vez así no sentiríamos que nuestra dignidad se ve pisoteada por los suelos cual un periódico de esos gratuitos que la gente arroja sin piedad.

Cuando contemplo esos periódicos tirados por las aceras y bocas de metro, cuando observo que los transeúntes los tratan sin ningún respeto y con cierta violencia despiadada, no quiero ni imaginar que serían capaces de hacer conmigo llegado el caso, porque en mi país sólo hay un periódico "La opinión verdadera" se llama y nadie se permite el desprecio de tirarlo a la rúa, primero, porque es el periódico estatal que refiere las directrices políticas, sociales y económicas del gobierno y segundo, porque sus páginas se utilizan y sirven para los menesteres más insospechados. Mi madre, por ejemplo, lo usa para tapar las cacerolas y sartenes mientras guisa y para envolver los alimentos. Mi padre me pide que se lo lea y relea a toda la familia, ya que sólo sabemos leer y escribir mi hermano pequeño y yo. Todos los demás son analfabetos. Lo cierto es que teniéndonos a nosotros no les hace falta aprender nada. No es como aquí que la gente no se tiene la una a la otra, sino que he observado que cada quien "va a su pura bola". Eso dicen. He buscado en el diccionario español-senegalés el verbo "ir a su pura bola" y no viene su significado por ninguna parte, pero un amigo me ha explicado que viene a significar que todos aqui son más tacaños y rácanos que los de mi país, porque nuestra avaricia arranca de la pobreza más extrema. Cómo no tenemos nada de nada, nada podemos dar y repartir. Pero la tacañería de estas gentes, que "van a su pura bola" es muy grave y lamentable, porque ellos nadan en la abundancia más escandalosa y perversa.

Ahora se avecinan las fiestas navideñas en este país que pide "papeles" en vez de "credenciales" y que no conoce el tratamiento de "Señor" y la cortesía del "Por favor". Voy a guardar unas tabletas de turrón que el capataz me ha obsequiado en la obra. La fecha de caducidad inscrita en cada tableta hace mención al año 2015. Creo que para entonces ya habré podido regresar a mi país, a mi aldea, con mi gente. Les diré cuando consiga regresar que no somos ni rácanos ni tacaños. Somos sencillamente, pobres. Rácanos y tacaños las gentes de Europa. Nadan en la abundancia, pero todo lo guardan como vulgares roedores.
_________________
"El eco siempre dice la última palabra"

6 comentarios:

espejodevanidad dijo...

Lamentablemente es bien cierto el mensaje de tu relato.

Con un poco de retraso, pero te deseo una Feliz Navidad y un próspero año nuevo, y mucha salud y un montón de felicidad.

Un saludo, y espero que no te hayas olvidado del todo de los sherezadianos, que ya sabes que te extrañamos :)

gemmayla dijo...

Hola, Espejo:

¿Qué tal estás preciosa?

Te deseo de todo corazón muy felices fiestas navideñas y que el 2008 te colme de todo lo mejor.

No me olvido de los sherezadianos. Os llevo en el corazón. He tenido que bajar el nivel de responsabilidades porque me ha venido una etapa de mucho estrés, pero en nada que me vea más aliviada regresaré al Rincón de Sherazade. ¡Palabra de honor!

Smuakssssssssssss,

Gemmayla

Nec dijo...

Por fin en casa...

Espero que hayas pasado una preciosa nochebuena con los tuyos, y que el 31 sea (de nuevo) el día en que nos paramos a revisar lo que hemos hecho bien, lo que no salió tan bien... Y siempre con la misma buena fe, nos deseemos que el número ocho (mi número favorito!) sea por fin nuestro año. EL AÑO.

Un besito, guapísima, y otro para el pitufito.

Teresa.

gemmayla dijo...

Hola, Nec, preciosísima:

¿Qué tal las fiestas? ¿qué tal se ha portado Papá Nöel? Espero que muy bien porque te mereces lo mejor.

Nosotros, aqui, preparando maletas para irnos a Disneyland Resort París, que ya no sé si se sigue llamando así o como diantres llamarlo, ya que ha cambiado tantas veces de nombre. Lo importante es que no lo hayan movido de sitio, que sino vaya chasco. No quiero que al aterrizar nos tenga de la Zeca a la Meca. He llenado la maleta de bufandas, guantes, gorros y jerseys polares. Dicen que hace un frío tremendo. ¡Ya te contaré!

Un besotísimo y que el 8 del 2000 te traiga toda la suerte del mundo !!!

Smuaksssssssssss,
Gemmayla

CresceNet dijo...

Hello. This post is likeable, and your blog is very interesting, congratulations :-). I will add in my blogroll =). If possible gives a last there on my site, it is about the CresceNet, I hope you enjoy. The address is http://www.provedorcrescenet.com . A hug.

gemmayla dijo...

Crescenet:

Por lo que compruebo, eso se lo dices a todas y todos. Podrías cuando menos modificar la coletilla de la pamplina para que no cantase tanto, juasjuas.

¡Ala, a ser feliz que son dos días!

Gemmayala

Muy Felices Fiestas Navideñas 2017