23 de abril de 2010

Max Cuántico, el gato paradójico




En el laboratorio todo estaba dispuesto para realizar el experimento. Erwin Schrödinger depositó sus gafas de cristales redondos y montura de concha negra sobre su mesa de trabajo, entre papeles desperdigados, garabateados de fórmulas matemáticas de mecánica cuántica, funciones de cuadrado integrable, espines, ecuaciones indescifrables, vectores, descomposiciones espectrales, principios de incertidumbre,...y un precioso gato rubio que dormía enroscado sobre un libro titulado "Quantisierung als Eigenwertproblem".

El físico aplazaba el momento de despertar al incauto felino tan confiado en su propia inmortalidad cuántica, como receloso el hombre de probar en sí mismo el suicidio cuántico.

Erwin depositó con cuidado la caja sobre una mesa auxiliar y en el interior de ésta su termo de café simulando sustituir una botella conteniendo gas venenoso; el bocadillo que le preparó su mujer haría las veces de partícula radiactiva; el gato sedado previamente cabía en la caja holgadamente. Ya podía iniciar su experimento imaginario. Con aquel escenario hipotético se avivaría su imaginación, su ingenio y su ávida capacidad de raciocinio.

Por el principio de incertidumbre, la interpretación de Copenhague, Erwin intuía y barruntaba que al cerrar la caja no era posible predecir el futuro o el destino del gato.Schrödinger apuntó en su cuaderno: propongo un sistema formado por una caja cerrada y opaca que contiene un gato, una botella de gas venenoso, una partícula radiactiva con un 50% de probabilidades de desintegrarse en un tiempo dado y un dispositivo tal que, si la partícula se desintegra, se rompe la botella y el gato muere. Al depender todo el sistema del estado final de un único átomo que actúa según las leyes de la mecánica cuántica, tanto la partícula como la vida del gato estarán sometidos a ellas. De acuerdo a dichas leyes, el sistema gato-dispositivo no puede separarse en sus componentes originales (gato y dispositivo) a menos que se haga una medición sobre el sistema. El sistema gato-dispositivo está en un entrelazamiento, Verschränkung. Mientras no abra la caja, el sistema, descrito por una función de onda, tiene aspectos de un gato vivo y aspectos de un gato muerto, por tanto, sólo puedo predicar sobre la potencialidad del estado final del gato y nada del propio gato. En el momento en que abra la caja, la sola acción de observar modifica el estado del sistema tal que ahora observo un gato vivo o un gato muerto. Esto se debe a una propiedad física llamada superposición cuántica que explica que el comportamiento de las partículas a nivel subatómico no puede ser determinado por una regla estricta que defina su función de onda. La física cuántica postula que la pregunta sobre la vida del gato sólo puede responderse probabilísticamente."

Schrödinger dejó su cuaderno y el lápiz sobre la mesa; sus manos acariciaron el puente fatigado de su perfilada nariz; tomó sus gafas, las limpió con la falda de su bata blanca y se las puso remachándolas en su entrecejo. Abrió la caja y cual fue su sorpresa: Max, su gato, había despertado antes de lo previsto y ahora se estaba comiendo su rico bocadillo de mortadela.

4 comentarios:

Diciembre dijo...

Cómo soy una total ignorante en estas cuestiones, me ha gustado mucho saber sobre la 'decoherencia cuántica'. Es realmente inquietante esta teoría...

Bien! por el minino y el bocadillo de mortadela ... ahora, se lo ha comido realmente? jeje

Buen finde para todos!

Gemmayla dijo...

Hola Diciembre, guapa:

A mi me tiene fascinada la física cuántica..la posibilidad de mundos paralelos...gato vivo/ gato muerto....me imagino a mi otro yo durmiendo y en turno de mañana, juasjuas..o mejor a mi otro yo le ha tocado ya la primitiva y a tí también, reina.

Muy feliz finde

Kamikase dijo...

Eso es preocupante. Si algun dia mi otro yo de universo paralelo resulta ser un sanguinario asesino y toma mi lugar y luego se va, que hago yo? Quien me creeria?

Gemmayla dijo...

No te preocupes, Kami, que tu alter ego "Cambimbero" es también estupenda persona como tú

Besos

Vamos a cantar y a rezar para que llueva en España....

Hoy se celebra el Día Europeo sin coches. Yo me quité el coche en 2008 y ha sido una de las mejores decisiones de mi vida. Me muevo por Madr...