20 de junio de 2011

"El viejo y el mar...el último Sirtakis"




En mi último viaje a Grecia, visité la tumba de Nikos Kazantzakis en Heraklion (Ηράκλειο ) Su epitafio reza: "No espero nada. No temo nada. Soy libre" ( Δεν ελπίζω τίποτα. Δε φοβούμαι τίποτα. Είμαι λεύτερος)
Me pregunté entonces qué esperaba yo con este viaje desesperado, qué esperaba de la vida en general, qué esperaba de mi destino particular.
Me interrogué sobre mis miedos pasados, presentes...sobre si los venideros me amedrantarían aún más.
Medité sobre mi libertad, si me sentía libre, si lo era realmente, si era la libertad una quimera o una realidad que sólo los demás alcanzaban siéndome a mí vedada. Si tal vez fuese yo, cretino, engreído de mi, el único ser libre del universo por hallarme en la isla del blanco azúcar árabe, la cándida isla de Alexis Zorba.
Pero el espíritu de Kazantzakis no me inspiró ninguna respuesta, tal vez cansado de atender y escuchar peticiones absurdas de viajeros adictos a cultos supersticiosos y a vulgar mitomanía. Tal vez porque el espíritu del escritor nunca hubiese descansado ahí.
Opté por desistir de consultas tan trascendentales y decidí acercarme a la playa en tantas ocasiones solitaria. A lo lejos se dibujaba el perfil de un hombre sobre el mar, como una diminuta montaña recortada en el firmamento. Me fui aproximando y no tardé en darme cuenta de que se trataba de un anciano, de un hombre nonagenario sentado a la orilla, extasiado, contemplando el mar y musitando unos rezos. Me dio reparo interrumpir, pero fue él quien dejó de rezar, me sonrió y su rostro arrugado me pareció el mapa con más fragosidades, quiebras, depresiones y accidentes de lugar alguno. Era su cara el escondrijo ideal donde yo hubiera querido perder y esconderme. Le saludé. El me respondió con una ligera inclinación de cabeza y una sonrisa que por un momento convirtió los hondos pliegues en surcos insondables.
- Te esperaba. Soy el viejo Nikos, el viejo Alexis. He acudido a tu llamada. Responderé a tus dudas, pero ya no estoy en condiciones de bailar más “Sirtakis”
- Me quedo sin palabras, amado maestro.
- No esperes nada, salvo el amor. No temas nada, salvo a ti mismo y los demonios de tu alma. Eres tan libre como yo, como los demás, pero tu libertad muere con tus miedos, tu libertad se aniquila porque aún no conoces, ni has conocido el amor. Corre a buscarlo.
Dijo esto y el noble anciano se esfumó como una reverberación marina. Mi viaje había concluido.

5 comentarios:

satenight dijo...

Precioso relato, Gemmayla. Aunque al sabio maestro yo le quisiera decir que al amor no hay que esperarlo, sino no llega nunca y sólo haces que esperarlo. Al amor hay que ir a encontrarlo, salir a por él y cogerlo.
Qué sabias palabras sobre la libertad, precioso
Espero que los examenes hayan ido muy bien, te deseo a ti y a tus lectores un estupendo verano!
Besos.

gemmayla dijo...

Qué alegría Sate verte de nuevo por aquí !!!

"Corre a buscarlo" le dice el sabio. No me gusta cuando la gente asegura tajante "el amor no hay que buscarlo. El es quien te encuentra". No estoy de acuerdo con quienes piensan así. Pienso como tú, Sate, si buscamos trabajo, casa, lugar de residencia y hasta planificamos nuestra maternidad, ¿por qué no buscar el amor que es una de las empresas más complicadas y delicadas?. Yo creo que como dijo otro gran Maestro "Buscad y hallareis. Llamad y se os abrirá" El amor decididamente hay que ir a buscarlo.

Estoy super feliz, Sate, porque este curso hasta he conseguido una M.H en una asignatura y en las demás Notable. Me siento super feliz y casi no doy crédito porque el año lo he tenido muy pero que muy complicado. Esto ha sido una enorme satisfacción personal.

Muy feliz veranito, preciosa y querida Sate !!!

Besos

David C. dijo...

pienso que conocer el amor es lo mejor que le puede pasar a los seres humanos.

gemmayla dijo...

Pienso lo mismo, David C. y muy bienvenido a mi blog.

Saludo entrañable desde España a tantas amistades buenas que tenemos en Perú.

Anónimo dijo...

scar treatment Cinnaminson

Feel free to surf to my site :: scar removal Oklaunion

Vamos a cantar y a rezar para que llueva en España....

Hoy se celebra el Día Europeo sin coches. Yo me quité el coche en 2008 y ha sido una de las mejores decisiones de mi vida. Me muevo por Madr...