5 de julio de 2007

A Viktor Yushchenko





La historia de este Caballero del Siglo XXI recuerda el cuento de "La Bella y la Bestia" porque primero fue bello. Luego por obra de maleficio, "bestia" y los que creemos en él confiamos en que los médicos austríacos se empleen a fondo para devolverle el restablecimiento de su salud, machacada no por comer "sushi" en mal estado ni beber en exceso, sino por haber sido envenenado con dosis mortal de dioxina, tal vez, eso si, mezclada con sushi. En tal caso el sushi ciertamente estaba en mal estado.

Viktor me parece todo un Caballero. ¿En qué fundamento esta subjetiva apreciación? En absoluto porque el electorado femenino ucraniano le tuviera por un "sex symbol" antes de que su rostro se desfigurara de la noche a la mañana, llenándose de pústulas, acné y ese aspecto de beodo a punto de explotarle la cara inopinadamente sobre alguien. No, no es por eso. Aunque mujer, nunca condicioné mi voto electoral por las excelencias físicas del candidato.



Me parece un Caballero porque ha permanecido ahí, al pie del cañón con la salud y la cara - ése espejo del alma - quebrantadas; sin temor a perder el voto femenino por haberle sido arrebatada de repente la baza del atractivo físico. Sin temor a que la muerte le ganase la partida. Sin temor al mafioso oponente firmemente respaldado por complejo conglomerado de mafias.



Me parece un Caballero por arengar en ucraniano - que no ucranio -, aunque sus opositores le repliquen en ruso. Porque, mire usted, si he de elegir entre Rusia y Occidente, me quedo con Occidente, me quedo con Viktor, me quedo con el electorado que el Uno de Diciembre del Noventa y Uno ratificó en referendum la independencia de Ucrania. Un Noventa y Tres por ciento de los ucranianos dijo "si" a la independencia. Esto tal vez sea el sueño imposible de Ibarretxe.¡ Ay si Rusia fuese España!



Me parece un Caballero porque hay que tener muchos arrestos, mucho arrojo, mucho coraje para seguir en sus trece tras un atentado de tal magnitud.



Me parece un Caballero porque sólo un Caballero sobrevive al veneno de las víboras y a la ponzoña.



¡Larga vida a Viktor Yushchenko! ¡Larga vida a los Caballeros y a las Damas de la Democracia y la Libertad!

No hay comentarios:

Muy Felices Fiestas Navideñas 2017